Blogia
L a P e d r @ d a

Venezuela: Otra empresa tomada en respuesta a la impune ofensiva patronal

Venezuela: Otra empresa tomada en respuesta a la impune ofensiva patronal G. Gómez
Aporrea

Hace varios meses la patronal de Plásticos Vinílicos despidió ilegalmente a un grupo de trabajadores -en plena inamovilidad laboral- y se negaba a acatar la orden de reenganche de la Inspectoría del Trabajo: Los trabajadores, con la solidaridad de otros trabajadores y sindicatos de la zona, aplicaron el REENGANCHE POPULAR y se metieron a trabajar de nuevo en la empresa.

Como los patronos tienen muchas influencias verbales y materiales, consiguieron que la gobernación de Aragua le diera a la policía regional el triste papel de ir a desalojar a los trabajadores. De esta manera, los trabajadores fueron echados de su lugar de trabajo y el cuerpo policial fue usado para servir al poderoso dueño de Don Dinero y avalar con la fuerza pública la impune e ilegal postura del patrono.

Los trabajadores, que están con el proceso y defienden al gobierno de Chávez frente al golpismo patronal, se preguntan, por qué el patrono que viola la ley recibe apoyo oficial del mandatario regional y los trabajadores en cambio son reprimidos. Esto le hace daño al proceso revolucionario.

Como no hay autoridad que haga respetar la ley y los derechos constitucionales, el pasado 3 de noviembre los 18 trabajadores de la empresa retomaron el control de las instalaciones, logrando la retirada de la policía de Didalco Bolívar que tenía órdenes expresas de no permitirles acercarse a menos de 500 metros.

Luego que los trabajadores recuperaron la empresa, la policía quiso apoyarse en la Defensora del Pueblo de Aragua Irene Sanpedro, pero esta funcionaria terminó diciéndole a la policía que los trabajadores estaban en el marco de la ley porque tenían una orden de reenganche y pago de salarios caídos, según providencias emanadas de la Inspectoría del Trabajo, con fechas 8 de mayo y 15 y 17 de septiembre del año en curso. Además los trabajadores demostraron que ya habían presentado un amparo ante los tribunales para obligar a la empresa a cumplir con las providencias administrativas.

El abogado de la empresa, Aristóbulo Gil, quien se hace acompañar de unos rufianes como guardaespaldas, ha salido cínicamente a denunciar que los trabajadores han instalado un "casino" en la empresa porque cocinan para ellos y sus familias y porque aveces juegan dominó para entretenerse. Además argumenta que ellos también van a apelar cualquier decisión ante otras instancias, con el ánimo de alargar el conflicto que ya lleva 8 meses. La estrategia patronal es vencer a los trabajadores por el hambre, prolongando los conflictos hasta que ya no pueden más, aprovechándose de que las autoridades del trabajo no promueven sanciones contundentes para terminar con estos atropellos. De los tribunales ni hablar, porque están manipulados por los patronos (el Estado fue montado por ellos y el proceso no ha liquidado sus mecanismos de dominación).

El empresario Luigi Vicenzetti, ha dicho que queda a la espera del amparo y que en caso de que perdiese en todas las instancias, le pagaría a los trabajadores como le de la gana. Hay que agregar que este señor, al que los trabajadores califican de "bandido", durante el tiempo que recuperó la empresa le cambió ilegalmente la razón social, denominándola Plocloruro. Cuando los trabajadores retomaron la empresa pudieron ver que estaba en producción y que el personal empleado fue enviado a trabajar a otra empresa del dueño que queda al lado llamada Proriego.

Se trata de la acostumbrada táctica del cierre patronal fraudulento de una empresa para trasladar la producción a otra de su propiedad mientras se deshace de los trabajadores, de las deudas, del sindicato y de la contratación colectiva. Por eso es que se hacen ricos, con la explotación y la trampa.

Es necesario hacer la denuncia de cómo las autoridades regionales se han prestado para los atropellos y cómo esta situación tipifica de cuerpo entero la impunidad reinante en el país, donde se viola el decreto de inamovilidad y los fallos emitidos por las inspectorías del trabajo. La dirigencia sindical se plantea que el presidente Chávez debería preguntarse si con esta actitud Didalco debería seguir recibiendo su apoyo para repetir como candidato a la gobernador en las elecciones regionales o por lo menos debería exigirle severas condiciones de respeto a los trabajadores que son la base de apoyo del proceso revolucionario.

Los trabajadores siguen firmes en la lucha y esperan la solidaridad del resto de los trabajadores venezolanos, aquejados en su gran mayoría por la problemática de los despidos ilegales.

Plásticos Vinílicos se suma al conjunto de fábricas tomadas por sus trabajadores, como es el caso de Perfumes Christian Carol y Constructora Nacional de Válvulas, entre otras. Es buena la oportunidad para recordarle al gobierno, al Ministerio del Trabajo y a los diputados del Bloque del Cambio la necesidad de ofrecer una salida digna para los trabajadores de estas empresas tomadas, tomando en Cuenta que el Comité de Trabajadores de Empresas Tomadas, conjuntamente con la UNT, han planteado la posibilidad de recurrir a la estatización con control obrero o el traspaso de las empresas a los trabajadores con apoyo estatal para que las operen autogestionariamente y poder así resolver estos casos.

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres